¿Qué es el Thin Content y qué opina Google de él?

El denominado thin content es un término que puede influir más de lo piensas en la comercialización de tus productos o servicios. Aunque no de forma directa, sino directa, tal y como vas a poderlo comprobar a partir de estos momentos. Se refiere básicamente a todo contenido que es considerado como de mala o insuficiente calidad. Para el buscador que se encarga de llevar a cabo este proceso de análisis digital como es Google.

Los buscadores se caracterizan por indexar las páginas webs y así conseguir medir el nivel de calidad de las mismas. De esta forma, puede detectar y separar los contenidos digitales de más alta calidad de los que no los son. Pero va aún más lejos en sus estrategias ya que permite reflejar los textos que son plagiados o copiados de otras webs. Es decir, el thin content es un contenido de mala calidad y por tanto no se le atribuye ningún SEO (Search Engine Optimization).

El SEO es el posicionamiento en buscadores u optimización de motores de búsqueda y que tiene como principal objetivo dar una mayor visibilidad a un dominio sitio web. Con unos efectos que son casi inmediatos: se recibirán más visitas y en el caso de las tiendas online puede influir a que el incremento de las ventas se acelere como consecuencia de esta esta estrategia en el marketing digital. Hasta el punto de que puede ser un perfecto punto de apoyo para el desarrollo de cualquier proyecto o negocio por Internet.

Thin Content: sus efectos más directos

La opinión que tiene Google sobre estos contenidos en las páginas web no es desde luego la más favorable de todas. Sino que por el contrario, las penaliza debido a su poca usabilidad en todos los afectos. Para que de esta forma, se generen una serie de actuaciones sobre los dueños de estos dominios y que se materializan por medio de diferentes estrategias que afectan al marketing comercial.

  • Su visibilidad es cada vez menor y hasta el punto de otorgarles un papel de muy poca relevancia en el panorama digital, sea cual fuese su sector.
  • Se produce un decrecimiento muy notable en el número de visitas que se reciben en la web por su poca presencia activa en los buscadores.
  • Como consecuencia de la anterior característica, las ventas se reducen progresivamente y puede llegarse al punto extremo que se ponga en crisis la viabilidad del modelo.
  • Su influencia también será menos eficaz ya que muy pocos usuarios tendrán en cuenta el nivel de penetración del dominio. No habrá otra solución para subsanar este serio problema que mejorar el contenido de estos sitios para salir adelante.

Menos visitas, clientes y nivel de penetración en los usuarios

Esto tiene un reflejo aún más acusado en los dominios vinculados al comercio electrónico o tiendas virtuales. No en vano, al tener una menor visibilidad repercute en que la visita de los clientes o usuarios sean mucho más limitadas a partir de ese instante. Para que esta actuación se sustancie más tarde en un menor ritmo de actividad en las ventas o comercialización de los productos o servicios que se ofrecen al público en general.

Mientras que por parte, son los propios usuarios quienes, ajenos a las acciones de Google, constatan in situ la poca calidad de las plataformas digitales que muestran esta tendencia. En donde, surge con frecuencia un rechazo creciente a los mensajes lanzados por estos portales. Para ir a buscar otros de similares características, pero que al menos aporten una mayor calidad, tanto en los contenidos como en el propio diseño de la página web.

Otro de los aspectos que deben valorarse desde estos momentos son los que se refieren al fracaso del modelo que se desea exportar a través de Internet. Si no ofreces calidad en los contenidos no puede atraer a un mayor número de visitas. Esto es algo de lo que no puedes dudar en las operaciones de marketing. Hasta el punto de que tú mismo comprobarás como vas perdiendo posicionamiento en los motores de búsqueda. Sin la necesidad de que nadie de lo avise o notifique.

Diferentes tipos de thin content

De todas formas, estas figuras no son monolíticas. Sino que por el contrario, está expuesta a varios grupos que deberás identificar con facilidad. ¿Deseas conocer cuáles son los más relevantes y que son determinados por Google?

  1. Contenidos duplicados: son los más penalizados por Google y puede suponer el final de tu comercio o tienda digital.
  2. Contenido automático: es muy frecuente cometerlo ya que se basa en emplear palabras con ninguna compresión o poca calidad que generan que el buscador lo detecte muy rápidamente.
  3. Otro de los grupos que se establecen es el de las páginas web que se crean o diseñan para hacerse con un hueco en su posicionamiento digital. En cualquier caso, no conseguirás engañar al buscador ya que en un espacio de tiempo muy breve identificará esta situación artificial. Y por supuesto que también saldrá penalizada.

Ya tienes sobre la mesa algunos de los modelos considerados como thin content y que deberás evitar a toda costa sino quieres ver peligrar tu proyecto profesional online. Más allá de otra serie de consideraciones técnicas que será objeto de un tratamiento diferente desde el punto de vista informativo.

Son escenarios que siempre perjudicarán tu negocio y que muy pocas veces se materializan como consecuencia de factores ajenos a tus propias actuaciones. Si hay contenidos duplicados, por ejemplo, el único responsable serás tú mismo como gestor del proyecto. O en su defecto, la persona que sea la encargada de realizar y mantener los contenidos. La culpa no se la podrás echar a terceras personas y mucho menos al enfoque al que va dirigido.  No habrá otra solución, por tanto,  que cambiar de estrategia en la línea de actuación del dominio digital.

Ejemplo práctico de thin content

Será muy relevante que conozcas como Google y otro buscados reconoce estos contenidos tan poco valorados. Por ejemplo, si en nuestro blog se encuentran muy pocas palabras y esté repleto de frases sin ningún sentido no dudes bajo ningún aspecto que será una de las muestras que Google reconocerá como thin content.

Pero aún va más lejos este proceso ya que serán los propios usuarios o clientes los que constaten que estos contenidos no les aportan nada y por tanto su utilidad es mínima o nula. Prácticamente tendrá el mismo efecto que el generado por los propios buscadores. Verás cómo en muy pocos días el seguimiento se irá reduciendo. Hasta llegar a una situación límite en donde el nivel de penetración de los contenidos será inexistente. Ni tan siquiera necesitarás que te veas penalizado por las actuaciones de Google u otros motores de búsqueda automática. Sino que por el contrario, serás castigado por tus propios seguidores que al fin y al cabo dejarán de serlo.

Consecuencias sobre las líneas de negocio online

Ahora nos queda conocer cuáles son las repercusiones sobre las tiendas virtuales. Pues bien, se produce un riesgo más que vidente de sufrir un elevado porcentaje de rebote como consecuencia de no ofrecer contenidos atractivos y de calidad a los destinatarios. Esto significa en la práctica que las búsquedas de los usuarios suelen ir re direccionadas a otras plataformas digitales. Con el quebranto que puede producir estos efectos no deseados.

Si te fijas muy detenidamente, cuando buscas una palabra clave en Google u otro motor de búsqueda el resultado es una lista de dominios que están muy bien posicionados. ¿Por qué? Pues sencillamente porque no son considerados como thin content. Es decir, son contenidos de alta calidad que se caracterizan por las siguientes aportaciones que te exponemos a continuación:

  • Los textos, información o cualquier otra clase de contenidos tienen un denominador común en todos ellos. No es otro que su gran calidad y generalmente coinciden con las mejores tiendas y medios de comunicación online.
  • El leguaje que se utiliza es realmente muy comprensible para todos y por supuesto que con unas frases muy bien elaboradas que son rápidamente aceptadas por el buscador en cuestión.
  • Se trata de contenidos que son originales y no ha habido en ningún momento suplantación o duplicidad en los mismos. Son un referente para un segmento de los clientes y usuarios que desean buscar esa clase de información.
  • No se produce, por tanto, rebotes a otras páginas web de tú propio sector y que tanto daño puede hacerte en tus intereses comerciales o profesionales. Además, te verás recompensado con un excelente posicionamiento. En la mayoría de las ocasiones desde el SEO (Search Engine Optimization).

¿Para qué sirve el Thin Content?

Sobre tiempo para que estés a tiempo de rectificar en tu estrategia de marketing digital. Los contenidos pobres pueden ser reconvertidos en un factor mucho más potente y de interés. Pero para ello debes de tener la motivación para llevarlo a cabo. En estos momentos, la mejor forma para conseguir este objetivo tan deseado consiste en dotar a tus contenidos de un formato más diáfano y que realmente interese a los usuarios. Como habrás comprobado no te llevará excesivo esfuerzo llegar a estos planteamientos.


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.