Manual de identidad corporativa: qué es y cómo crear uno

manual de identidad corporativa

Son muchas las empresas que utilizan un manual de identidad corporativa entre los documentos internos. Este libro, más o menos extenso, es importante para llevar una identidad corporativa recta, sin variaciones que puedan afectar a los clientes.

Pero, ¿qué es un manual de identidad corporativa? ¿Qué beneficios te ofrece? ¿Cómo se hace uno? Si quieres conocerlo todo sobre este documento, no tienes más que echar un vistazo a la guía que hemos elaborado para ti.

Qué es un manual de identidad corporativa

Qué es un manual de identidad corporativa

Lo primero que necesitas saber es a qué se refiere el término manual de identidad corporativa. En este caso, hablamos de un documento empresarial en el que se establecen cuáles son las normas y directrices que van a seguirse en la empresa para ofrecer y mantener una identidad visual a los clientes así como a los trabajadores.

En otras palabras, lo que hace es establecer la esencia de cómo van a ser los elementos gráficos de la marca y cómo aplicarlos, tanto online como offline. Elementos como el tipo de logotipo, los colores, tipografías…

Estos manuales pueden ser muy básicos, sobre todo para negocios pequeños, o grandes manuales extensos en empresas grandes. ¿Y quiénes los utilizan? Pues empresas como Vodafone, Endesa, Adidas… En ellos se establecen las pautas a seguir, no solo con los logotipos, sino en muchos otros elementos como anuncios en medios de comunicación, productos, catálogos, papelería, anuncios televisivos, redes sociales, decoración de tiendas, etc.

Manual de identidad corporativa vs manual de marca

¿Has pensado alguna vez que manual de identidad corporativa y manual de marca es lo mismo? Seguro que sí. Pero la realidad es bien distinta.

Ambas cosas parece que tratan sobre lo mismo, pero no es así. Mientras que el manual de identidad corporativa está enfocado en la parte gráfica de la marca, la identidad visual de esa marca, el manual de marca no se queda solo en la «base», sino que ahonda mucho más, reflejando incluso aspectos que no se pueden «tocar» como son los valores corporativos, el tono de voz, la forma de comunicarse con los potenciales clientes, etc.

Así que, a la hora de construir un documento y otro, si bien pueden ir de la mano, realmente el manual de identidad corporativa se queda solo en la base de lo que el de marca.

Beneficios

No son muchas las empresas que tienen un manual de identidad corporativa y, sin embargo, la existencia de uno, así como el uso de este, tiene muchos beneficios de los que, a lo mejor, no te has dado cuenta. Te los resumimos:

Ahorrarás tiempo y recursos con el manual de identidad corporativa

Imagina que contratas a una persona. A esta le haces un tour por la empresa y le cuentas todo lo que debe saber acerca de la identidad corporativa… Eso requiere tiempo, y además la persona que le enseña todo no puede trabajar durante el tiempo que le hace la visita a este trabajador.

Pero, ¿y si a la semana siguiente llegara un nuevo trabajador? Volverías a perder varias horas de tu tiempo, y con ello recursos que podrías estar usando para otras cosas.

Un manual de identidad corporativa te permite perder menos tiempo, hacer solo una breve presentación y dejarle por escrito la información que necesita para hacer su trabajo de manera adecuada para la empresa.

Tienes una mayor consistencia

A menudo, sobre todo con el paso del tiempo, las personas solemos olvidar las reglas que se seguían al principio. Es como si diéramos manga ancha a ciertos aspectos, y eso, al final, pasa factura en la empresa.

Por eso, para evitarlo, tener las reglas y comunicaciones a través de un manual de identidad corporativa ayuda a no olvidarlas y a tener una «vara de medir» equitativa para todos.

Das una mejor imagen a los clientes

Porque al tener un manual de identidad corporativa estás diciéndole a los clientes que te preocupas porque haya un buen funcionamiento del negocio y que te comunicas con tus trabajadores para que estén enterados de todo lo que necesitan conocer acerca de la empresa.

Cómo crear un manual de identidad corporativa

Cómo crear un manual de identidad corporativa

Centrándonos en cómo debes hacer un manual de identidad corporativa, lo primero que debes tener claro es el tipo de información que vas a necesitar para elaborarlo.

En este caso, hay que dejar definido, porque hablamos de elementos que no deben cambiar cada poco tiempo (ya que de lo que se trata es que los clientes asocien la marca, no cambiarles cada dos por tres):

  • Logo.
  • Paleta de colores.
  • Tipografías.
  • Iconos y simbología.
  • Banco de imágenes.
  • Extras.
  • Aplicaciones.

Todo esto es básico en un manual de identidad corporativa pero, ¿qué hay de la estructura? Te lo desglosamos.

La estructura del manual de identidad corporativa

Este documento ha de seguir un orden para que toda la información se entienda bien y no haya dudas o problemas a la hora de aplicarlo en los trabajos o en cualquier aplicación que se lleve a cabo (televisión, prensa, vallas publicitarias, etc.).

La estructura sería la siguiente:

Introducción del manual de identidad corporativa

En la que se habla de la filosofía, valores, personalidad y tono de la marca que se tiene. Es importante dejar claro este apartado ya que es la base para entender el porqué de todo lo demás.

Logotipo

El logo es una parte fundamental de la identidad gráfica de la marca. Por eso se determina en este manual el diseño, los colores y los usos que se le va a dar.

Algunos aspectos que deben reflejarse son, por ejemplo, el espacio que debe quedar alrededor del logo para que no se vea demasiado cargado, o el máximo y el mínimo del logo sin que este deje de leerse o se vea demasiado borroso.

También aquí puede haber un apartado para las variaciones del logo, a fin de ver cómo quedaría con distintos colores, formatos, etc.

Colores

Si bien antes te hemos comentado que en el logo ya se tratan los colores, en este caso se profundiza sobre los colores, concretamente sobre los valores de color, que pueden establecerse entre tres: RGB, CMYK, HEX o Pantone (esta última es la más utilizada porque permite que el color que se use sea el que realmente se imprime, en la misma tonalidad).

Cómo crear un manual de identidad corporativa

Composición

En el apartado de composición se establecen las normas básicas que ha de tener el diseño para que este vaya acorde con lo que se quiere conseguir visualmente de la marca.

Iconos

Además del logo, los iconos y otros elementos son importantes, y deben seguir el estilo del logo en su conjunto. Por eso, aquí se especifican aspectos tan diferentes como el tamaño de estos, los colores que van a tener cuando no se pulsan y al pulsarse, si tendrán sonido o no, si cambiará el texto que tienen, etc.

Imágenes

En este caso hablamos del banco de imágenes que tendrá la empresa sobre la marca en sí. Pueden ser fotografías pero también ilustraciones, dibujos… Todas ellas han de ser de alta calidad y tratadas de manera adecuada para potenciar la visión de la marca.

Tipografía

Por último, tenemos la tipografía, es decir, el tipo de fuente que se va a utilizar en la marca. Aquí han de detallarse aspectos importantes como el tamaño de letra, tipo de espaciado, si se van a usar fondos oscuros y/o claros, si habrá encabezados (H1,H2,H3…) y párrafos o solo párrafo, etc.

Si la empresa es grande, además de estos puntos en el manual de identidad corporativa se incluyen otros específicos por cada una de las aplicaciones que se tienen: para medios de prensa, revistas, anuncios web, televisión, redes sociales, etc.

¿Te queda más claro ahora lo que es el manual de identidad corporativa?


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.