En que consiste la venta de tiempo en el comercio electronico

En la actualidad proliferan las tiendas online, basadas en la venta de todo tipo productos. Es posible encontrar casi cualquier cosa que se necesite en una tienda electrónica y es un tipo de negocio sencillo y bastante popular.

Si eres propietario de una tienda electrónica, seguro que buscas cómo posicionar tu sitio para conseguir mayores visitas y aumentar tus ventas y, por lo tanto, tus ingresos, así que te alegrará saber, que además de tus productos, es posible que puedas vender tu tiempo.

Puedes aumentar los beneficios de tu tienda ofreciendo un extra, como puede ser la venta de tiempo. De tu tiempo.

¿Qué es la venta de tiempo?

Pero, ¿en qué consiste la venta de tiempo? ¿Cómo se puede vender el tiempo?

Para empezar, tienes que tener claro cual es tu tiempo, dependiendo del sector al que te dediques y cuando lo descubras, sacarle todo el partido posible.

Vender tu tiempo no necesita de ninguna inversión económica ni de mantenimiento y sin embargo te proporciona beneficios añadidos a tus ventas.

Es sorprendente ver qué cantidad de negocios que existen online, pueden incrementar sus beneficios a través de la venta de tiempo.

Si en alguna ocasión has solicitado una cita previa para acudir a una consulta médica, a una consulta jurídica o a una peluquería, has hecho uso de la venta de tiempo por parte de esas empresas.

Aunque no lo creas, todas las empresas pueden vender su tiempo sin ningún problema, sólo hay que determinar el sector del negocio y así descubrir cuál o qué tipo es el “tiempo” que puede vender.

Primero vamos a clasificar el tipo de negocio, para después saber si tiene tiempo que ofrecer:

vender tiempo ecommerce

Si tu negocio es un servicio que no se realiza online, es decir, que realizas de forma física:

  • Entrenador físico
  • Acompañante para personas mayores
  • Limpia cristales
  • Hotel para mascotas

Si tu negocio es un servicio que ofreces exclusivamente online, o sea, que únicamente está disponible de forma virtual:

  • Diseñador de páginas web
  • Comunity Manager
  • Redacción de artículos online

Si tu negocio te permite ofrecer tus conocimientos a cambio de un precio y puedes compartirlos a través de:

  • Consultas
  • Asesorías
  • Enseñanza a nivel personal

Si tu negocio se basa en un producto cuya elaboración es larga y necesitas de un tiempo previo para entregarlo acabado:

  • Elaboración de tartas para eventos
  • Proyectos de arquitectura

Si tu idea de negocio no se encuentra entre las mencionadas más arriba, no importa porque es únicamente un pequeño resumen ejemplarizando cual es el tiempo de distintos sectores.

Sea cual sea tu empresa y la dedicación de tu negocio, puedes elaborar un plan para vender tu tiempo online a través del comercio electrónico, ya sea vendiendo tu conocimiento o a través de una ventana en tu página ofreciendo citas online.

Todas las empresas pueden implementar éste tipo de servicio en su página, pero mayoritariamente no se dan cuenta del valor de éste tipo de ventas.

¿Cómo puedo vender mi tiempo?

Imaginemos que eres diseñador de moda y tu negocio consiste en crear diseños únicos por encargo. Obviamente el proceso conlleva una serie de pasos que hay que seguir de forma obligatoria.

vender tiempo online

Hay que tomar medidas, preparar los tejidos, realizar el patronaje, trasladar al tejido y hacer pruebas y más pruebas al cliente, hasta que finalmente el producto está finalizado.

Si hablamos por ejemplo de un vestido de novia, es evidente que la novia no prepara el evento en poco tiempo, y acude al diseñador con tiempo para que el trabajo pueda comenzar, seguramente con varios meses de antelación a la fecha de la boda.

Además, con el tiempo compruebas que tus clientes se interesan mucho en tu trabajo y cómo realizas tus diseños y te hacen preguntas de cómo haces ciertas cosas o como solucionas algunos problemas que puedan surgir a lo largo de un proyecto.

Se te ocurre que podrías realizar una pequeña guía para quienes quieren iniciarse en el diseño de moda o contar algunos secretos no tan secretos de cómo hacer ciertos patrones, hacer algunas costuras, aumentar o disminuir una talla, cómo elegir el tipo de tela, conocer los tejidos y los colores, etcétera.

También algunas ideas, como elaborar unos pequeños tutoriales en formato de vídeo y que subirás a tu página. Cada lección la venderás por 30€. Cada una de las lecciones se enfocará a un aspecto diferente del diseño de moda. Los interesados, que ahora serán estudiantes y tus alumnos, podrán elegir qué lección quieren aprender online, sin necesidad de que estés presente.

Puedes crear clases con un número determinado de estudiantes y podrás ir viendo el proceso de cada uno y qué lecciones va tomando cada uno.

Acabas de introducir una nueva fuente de ingresos a tu negocio.

Recuerda que el ejemplo del diseñador de moda es únicamente un ejemplo, tan solo hay que adaptar la venta de tiempo a cada negocio o estilo empresarial.

Lo más importante para poder vender tu tiempo a potenciales clientes es conocerles y saber qué es lo que quieren y qué necesitan. Averígualo y pagarán por todo lo que ofrezcas.

Si tienes un conocimientos de la plataforma de WordPress, aprovéchalos para compartirlos en pequeños tutoriales.

Si tienes una tienda de instrumentos musicales, puedes vender tu conocimiento asesorando a quienes quieran comprarse uno o incluso a tomar algunas clases rápidas de música.

Tal vez eres un experto fotógrafo y ahora quieres añadir a tu página una aplicación para que la gente te contrate para una sesión de una hora, o para una clase para amateurs.

Piensa que existen tantas posibilidades como negocios, no hay nada escrito ni existen límites.

Reservas online

Muchas empresas cometen el error de no permitir en la página de su negocio la opción de reservar online.

Algo tan sencillo como reservar tu espacio en un salón de belleza, o en un hotel de mascotas o a un paseador de perros, convierten a tu negocio en uno que no explota todos los recursos e incluso pierde clientes.

vender tiempo

Las llamadas telefónicas únicamente hacen que tanto el cliente como tú perdáis un tiempo precioso, sobre todo si tienes que realizar multitarea y además atender al aparato y el cliente tiene que llamar en más de una ocasión.

La comodidad de realizar una reserva desde tu móvil o portátil, en tu casa o en el trabajo, no es comparable con las engorrosas llamadas y la pérdida de tiempo.

El cliente visita tu agenda, comprueba horas y días de la semana, determina que día le parece mejor sin tener que hacer interminables preguntas y decide por sí mismo. No hay nada más gratificante para un cliente que poder decidir cuando y a qué hora quiere de tus servicios.

No dudes ni por un momento, que un cliente que tiene que realizar varias llamadas para determinar qué día puede verte, elegirá a otra empresa que le facilita el trabajo con tan solo marcar en una casilla una X y reservar su cita.

Beneficios de la venta de tiempo online

El principal beneficio que vas a obtener al vender tu tiempo es bastante obvio: dinero.

El beneficio económico es lo que perseguimos cuando creamos una empresa y al vender tu tiempo estás aumentando éstos de forma considerable.

  • Visibilidad. Cuando comienzas a compartir lo que sabes con otras personas, bien sea a través de clases en formato de vídeo o en pequeñas guías impresas, estás potenciando tu marca personal, por lo que vas a ser más visible en internet.

Cuando tu empresa comienza a asociarse a otro tipo de negocio paralelo al inicial, tu actividad aumenta tanto de forma física como virtual y será recompensado por los motores de búsqueda principales.

  • Desarrollo personal. A todos nos agrada la idea de que otras personas cuenten con nosotros a la hora de disipar ciertas dudas relacionadas con nuestro trabajo. Además de compartir con otros tus conocimientos y experiencia, es posible que descubras el docente que todos tenemos y pocas veces desarrollamos.

La autoestima es importante cuando queremos trasmitir a otras personas lo que la experiencia nos ha enseñado con los años, así que si tu seguridad te permite vender tu tiempo, estás desarrollando una parte importante de tu personalidad.

  • Agilidad en tu empresa. Cuando pones a disposición de terceros tu tiempo, por ejemplo implementando una herramienta para que los clientes puedan solicitar una cita contigo para asesoramiento, estás ampliando tu cobertura sin detener en ningún momento el proceso de tu negocio.
  • Tiempo. Cuando tienes un negocio y los clientes se interesan por pequeñas cuestiones del mismo y se lo explicas, es posible que tengas que volver a hacerlo con otros clientes más.

Si vendes tu tiempo, por ejemplo, realizando pequeños tutoriales en vídeo, estás evitando tener que repetir continuamente tus conocimientos de forma individual y así hacerlo una única vez. De éste modo cuando los compartas en tu página, podrán beneficiarse de los tutoriales tantos alumnos o clientes como quieran y tu únicamente tendrás que grabarlo una vez y podrás dedicarle más tiempo a otras actividades de la empresa o incluso a crear más material para el futuro.

Vender tu tiempo puede ocuparte tan solo una parte del mismo, así que si lo que deseas es economizar tu tiempo, ésta es la mejor opción, porque una vez que tengas tu material disponible para la venta, todo funciona solo.

Ahora eres el dueño de tu tiempo y podrás disponer de él tanto a tiempo parcial como a tiempo completo.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *