El consumidor español en el comercio electrónico

El consumidor español

Conforme el comercio electrónico va aumentando, también aumentan los estudios que intentan explicar diferentes aspectos del mismo con el fin de crear mejores estrategias de ecommerce. Muchos de estos estudios están sustentados en el comportamiento y satisfacción de los usuarios por diferentes factores demográficos, y es importante que los conozcamos para entender mejor nuestro mercado a la vez que renovamos nuestras estrategias. Es por eso que a continuación hablaremos de los aspectos y características que descubren al consumidor español.

La compra online se ha disparado en los últimos años. Se sabe que un 55.3% de los clientes españoles realiza compras cada mes y un 12% casa semana. En promedio, los españoles gastan unos 500 euros al año en compras online. Se sabe también que una de las principales razones por la que se decide comprar en línea es por la facilidad que conlleva, mientras que otro aspecto es el de conseguir productos y servicios que de otra forma no son posibles encontrar. También se sabe que el m-commerce va en aumento, en el que actualmente podemos encontrar a más de 27 millones de usuarios activos en aplicaciones para teléfonos móviles.

Pero ¿Qué es lo que sale mal? La mayoría de los clientes, aproximadamente un 83.5% de ellos, abandonan su carro de compra antes de concretarla. La mayoría de las veces se debe al aumento del precio por impuestos o gastos de envío, aunque también se toma en cuenta los fallos técnicas o la desconfianza del sitio. Otros usuarios se muestran reticentes a proporcionar sus datos personales, y desconfiados ante posibles robos o estafas.

En conclusión podemos decir que las experiencias de los usuarios hablan por sí mismas. Siempre debemos escuchar a nuestro cliente para no quedarnos rezagados en la competencia del comercio electrónico y poder ofrecerles justo lo que necesitan


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *