Qué son las licencias Creative Commons licencias

Qué son las licencias Creative Commons

Internet supuso todo un acontecimiento que hizo cambiar las cosas. Los autores, ya fueran diseñadores, escritores, ilustradores… podían mostrar a todo el mundo lo que eran capaces de hacer. Y todos los elogiaban, criticaban, etc. Pero también les robaban. Hasta que aparecieron las licencias Creative Commons.

Estas licencias son una parte fundamental relacionada con los derechos de autor. Con ellas, se pueden preservar esos derechos y hacer que otros no se apropien de las ideas o trabajos de una persona (o varias). Pero, ¿qué son las licencias creative commons? ¿Cómo funcionan? ¿Qué tipos hay? Echa un vistazo a lo que hemos preparado para que te quede todo más claro.

Qué son las licencias Creative Commons

Las licencias Creative Commons, o como se las suele conocer, CC, es un producto que forma parte de una organización sin fines de lucro. Lo que hace es ofrecer un modelo de licencia, o licencia de derechos de autor, de tal manera que se proteja la obra de otras personas. Así, puede compartir, distribuir o incluso permitir que se reutilice su trabajo, ya sea solo de manera personal o también comercial.

De hecho, es posible que te hayas encontrado con estas licencias. Por ejemplo, cuando en ciertas fotos, libros, imágenes, textos, etc. te pone «todos los derechos reservados» o «algunos derechos reservados».

Licencias Creative Commons y derechos de autor

Un error que puedes cometer es pensar que las Licencias Creative Commons reemplazan a los derechos de autor, o que si tienes estas licencias ya no hace falta registrar tu obra en ningún otro sitio más. No es cierto.

De hecho, es una manera de que los autores decidan cómo van a compartir su obra, pero no le da la titularidad de la misma. En otras palabras, si por ejemplo has escrito un libro y lo publicas en tu blog bajo una licencia Creative Commons, eso no quiere decir que sea tuyo, aunque lo sea. Es necesario que se registre en la propiedad intelectual para que haya un documento que acredite que es tuyo de verdad.

Cómo funcionan las licencias

Cómo funcionan las licencias

Las licencias Creative Commons funcionan de manera muy sencilla. Hay que verlas como la herramienta para que los autores puedan controlar el uso que hacen otros de su obra, ya que se rigen sobre aspectos que se permite hacer con ellas y otros que no.

Estas licencias se basan en la propiedad intelectual. Es decir, que son dos cosas diferentes pero una (la licencia) se apoya en la otra (propiedad intelectual) ya que, si no se tienen los derechos de propiedad, no se puede tener una licencia sobre ellos.

Las licencias Creative Commons se obtienen de manera gratuita. De hecho, es un proceso simple y fácil. Lo que debes hacer primero es elegir una licencia en base a los distintos tipos que hay (y que veremos a continuación). Después, se te pedirá que rellenes los datos (autor del trabajo, título del trabajo y url donde se ha publicado) para que pueda ofrecer un código.

Tipos de licencias Creative Commons

Tipos de licencias Creative Commons

En la página web de Creative Commons podrás ver que existen diferentes tipos de licencias. Conocerlas es algo muy importante porque sabrás a ciencia cierta lo que necesitas según tu situación.

Estas son las siguientes:

Licencia de reconocimiento

Esta licencia es la más «fuerte», por decirle de alguna forma. Te permitirá que otros distribuyan, retoquen, adapten y reutilicen su su trabajo, incluso de manera comercial, siempre y cuando den crédito al original. Es la que permite una máxima difusión de lo que se proteja con este sello porque todo el mundo ha de conocer la mención a la persona que ha realizado el original.

Licencia de reconocimiento-Compartirigual

Se trata de una licencia para reutilizar, adaptar y construir un trabajo en base a esta creación, incluso con fines comerciales, siempre que haya un crédito al original. En este caso, los trabajos que se basen en ese, también llevarán la misma licencia (por ejemplo, es la que usan en Wikipedia).

Reconocimiento -Sin obra derivada

Como su nombre indica, hablamos de una licencia de Creative Commons en la que no se permite reutilizar el trabajo para cualquier uso, personal o comercial, pero sí se puede compartir este con otros siempre y cuando se le dé crédito al autor de ello.

Reconocimiento – No comercial

Permite hacer lo mismo que la licencia de reconocimiento, salvo en el ámbito comercial, ya que no pueden usarse con ese objetivo. En otras palabras, a nivel personal sí que podrías usarlo, pero no sacar beneficio (lucrarte a nivel comercial) con ello.

Reconocimiento – No comercial- CompartirIgual

En este caso estamos con algo similar a la anterior. Y es que se permite reutilizar, adaptar y construir un trabajo basándote en ese original pero no con fines comerciales. También debes dar crédito al original.

Reconocimiento -No comercial- Sin obra derivada

Es la licencia de Creative Commons más restrictiva de todas porque no permite que la reutilices, adaptes, modifiques, etc., solo descargar la obra y compartirla. Y todo ello sin un carácter comercial, sino más personal.

Qué significan los iconos de la licencia

Si has probado a sacar la licencia Creative Commons, o quieres probar, debes saber que, una vez colocas todos los datos te darán un código y un banner para que puedas enlazar en tus creaciones. Ese banner tiene tu licencia, pero expresada de tres formas diferentes:

  • Con el Commons Deed, que es en realidad un resumen del texto con los iconos.
  • Con el Legal Code, que es un código que remitirá a la licencia o al texto legal.
  • El Digital Code, es decir, el código digital que cualquier máquina leerá y que hará que los motores de búsqueda identifiquen tu obra y sepan qué condiciones has declarado para esta (y así respetarlas).

Dónde se pueden usar las licencias Creative Commons

Dónde se pueden usar las licencias Creative Commons

Estas licencias son un buen recurso para una gran cantidad de profesionales, ya que les permiten controlar su obra en Internet. Pero, ¿qué personas pueden usarlas? Pues, por ejemplo:

  • Aquellos que tengan una página web o un blog y que escriban en él. De esa manera, todos los textos tendrán un control.
  • Aquellos que escriban libros y puedan ser distribuidos a través de Internet.
  • Quienes hagan fotografías, diseños, ilustraciones… y cualquier otro material visual (vídeos, imágenes, audios) que pueda ser susceptible de compartir por otras personas (con o sin permiso del autor).

El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.